martes, 16 de diciembre de 2014

La Sociedad Secreta de Ogboni





Los hechos cronológicos que se suscitaron para la organización de la Sociedad Secreta de Ogboni tienen sus principios en el mismísimo cielo. Primeramente desciende Òrìşà Nlá a la tierra quien logra establecerse en Ile-Ife, y origina un gobierno el cual trae evolución y bienestar a sus pobladores. Avanzan los años y los vicios de este Òrìşà procuran el declive de la prosperidad, encaminando el descontento popular entre las personas que habitaban la región. Oduduwa, una vez establecido en la tierra, al ver la pobre capacidad de gobierno que Òrìşà Nlá poseía, determina tomar las tierras que estaban bajo el mandato de este Òrìşà. Una guerra se propicia en la que Oduduwa se erige como vencedor gracias a las colaboraciones que la princesa Moremi (Esposa de Oduduwa) prestó a la causa.
Como resultado del nuevo gobierno de Oduduwa se favorece la creación de un grupo de resistencia conformado por seguidores de Òrìşà Nlá, los cuales establecen una guerrilla ubicada en los espesos bosques de la selva nigeriana; las continuas manifestaciones y ataques de estos luchadores posicionan a Oduduwa en un predicamento el cual logra solventar integrando la resistencia a lacomunidad y otorgando a Òrìşà Nlá el control religioso de la sociedad. Dicha guerrilla bajo la tutela de Oduduwa pasa a ser el órgano justiciero y guardián de toda la Tierra Yorùbá, tomando a la Madre Tierra como su fuerza de adoración quién es transformada en un guía para la determinación de culpables e inocentes.
Siglos después, éste sistema justiciero cambia y se convierte en una sociedad con lineamientos y reglas internas. Sus muchos conocimientos medicinales, adquiridos en su estadía en los bosques, han pasado de generación en generación. Hoy en día, más que adorar a Ile (La Madre Tierra) su importancia recae en los saberes naturales, capaces de curar desde una pequeña infección hasta enfermedades terminales.
La Sociedad Secreta de Ogboni está compuesta tanto por hombres como mujeres y es un error compararla con Oduduwa. Esta hermandad fue aprobada por Òrúnmìlà al evaluar los conocimientos que estas personan habían adquirido en su estadía en el bosque, tomada de la fuerza espiritual de Oro Lewe (La divinidad de los misterios del bosque), tal sapiencia les dio la facultad de ser seleccionados como los custodios del respeto hacia todos los Òrìşà.

Es importante destacar que Òrúnmìlà es el padre de todos los Ogboni, y es por esta razón que cada uno de sus descendientes son la máxima autoridad de esta Sociedad en el mundo.

Esta Fraternidad se fue desarrollando en un culto espiritual que ha logrado una cercanía con las energías de Ilè (La madre Tierra) y ha amasado una cantidad de secretos ancestrales que ha marcado su existencia y su evolución a lo largo de la historia Yorùbá. En esencia, los Ogbonista veneran a Ile (La Madre Tierra) para asegurar la supervivencia humana, la paz, la felicidad y la estabilidad social.

La representación de los Ogbonistas son los Edan de Ogboni, esta pareja significa la dignidad y porta la sabiduría y la antigüedad así como la interdependencia del hombre y la mujer. Los materiales utilizados en la creación de estas piezas son el hierro y el latón, cuyas resistencias y cualidades dinámicas refuerzan las funciones del talismán para asegurar la longevidad para el Ogbonista.

Para certificar existe un Oriki que traduce:
Edan nunca muere, Edan nunca se descompone / El buitre nunca muere joven / Nunca oiremos que Olodumare está muerto / Muchos años se cumplen en Edan / Debo crecer, y ser bendecido / Por mucho tiempo caminaré sobre la Tierra.

Lograr ser miembro de esta sociedad es un destino seleccionado para unos pocos que han logrado destacarse y demostrar que son personas de alta integridad y de juicio maduro. No se necesita estar consagrado en Ifá para lograr formar parte de la Sociedad Secreta de Ogboni, si bien es una tendencia de la tradición Yorùbá, eso no limita al momento de ser iniciado en este poder ancestral.

A través de la participación en las deliberaciones de la Sociedad, un miembro gana particular intuición de la naturaleza humana así como de la política local, el saber tradicional, la religión y la filosofía. Por encima de todo, a un miembro se le proporciona acceso a ciertos conocimientos ocultos y poderes para abordar las vicisitudes de la vida. Los mayores representan la divinidad de la tierra dentro de los alojamientos de Ogboni, son testigos del procedimiento secreto de la sociedad para hacer respetar la confidencialidad, el juego justo y la autodisciplina.

El término Ogboni implica una madurez, una persona de edad: ogbo= edad; eni= persona. Las mujeres que forman parte de la Sociedad Secreta de Obgboni se les llama Àbíyè, esto es un rezo y más o menos traduce “Debe el joven vivir para envejecer”. Ògbóràn, el apodo para los miembros masculinos de Ogboni significa “Aumentar la edad”.La tasa de mortalidad infantil entre los Yorùbá se refleja en los Abíkú (nacido para morir) el espíritu de los niños que mueren continuamente sólo para volver a la misma madre. Las Àbíyè poseen un poder espiritual para disminuir la mortalidad infantil, un poder que las une directamente con Ile a la que los Ogbonistas llaman Iya (Madre). Todos los miembros de Ogboni se consideran a sí mismos como Omo Iya, “hijos de la misma madre” y resultan privilegiados por este nexo especial. De igual forma la Madre Tierra los protege de enfermedades infecciosas, males generales y espiritualidades oscuras.



APRONTAMIENTOS EN UMBANDA KIMBANDA Y NACION PAI CRISTIAN DE BARA MAE VIVIANA DE OIA CONSULTAS DE TAROT DESDE URUGUAY 0900.1074 CONSULTAS DE TAROT DESDE ESPAÑA 806.557.018 o al 806.557.019 AHORA A TU ALCANCE ANTICIPATE A TU FUTURO LLAMANOS LAS 24 HORAS EXPERTOS TAROTISTAS Y VIDENTES ESTAN DISPONIBLE PARA AYUDARTE A RESOLVER TUS PROBLEMAS A DESPEJAR TODAS TUS DUDAS SOBRE TRABAJO DINERO AMOR PROFESIONALES DEL ESOTERISMO 806477582 SALUDOS PAI CRISTIAN DE BARA MAE VIVIANA DE OYA

4 DE OCTUBRE “DIA DE ORULA”

Hoy 4 de Octubre es día de Orula, muchos Babalawos, Santeros y religiosos celebran y ofrendan a este gran orisha muchos addimus, música y ce...